Publicado 25/10/2022 19:19

La DGSFP se suma a la advertencia del supervisor europeo por problemas en seguros de protección crediticia

Archivo - Logo de la Asociación Española de Consumidores (Asescon)
Archivo - Logo de la Asociación Española de Consumidores (Asescon) - ASESCON - Archivo

El supervisor europeo detecta "elevadas remuneraciones y conflictos de interés" en la relación entre bancos y aseguradoras

MADRID, 25 Oct. (EUROPA PRESS) -

La Dirección General de Seguros y Fondos de Pensiones (DGSFP), dependiente del Ministerio de Asuntos Económicos y Transformación Digital, se ha sumado a la advertencia realizada por la Autoridad Europea de Seguros y Fondos de Pensiones de Jubilación (Eiopa, por sus siglas en inglés) sobre problemas en la venta de seguros de protección crediticia.

En concreto, el Eiopea lanzó el pasado 30 de agosto una advertencia tras realizar un estudio para identificar "malas prácticas y riesgos de conducta" en la distribución de seguros de protección de pagos vinculados al crédito hipotecario, al crédito al consumo y a las tarjetas de crédito.

Este informe ha identificado "límites a la libertad de elección" de los tomadores en la contratación de los seguros, así como de la aseguradora con la que los contratan, y una gran diversidad de productos de protección de pagos y "elevadas diferencias de precios" entre los mismos.

También ha observado "problemas" para cancelar los seguros de protección de pagos y "elevadas remuneraciones y conflictos de interés" derivados de la relación entre los bancos y las entidades aseguradoras.

Entre los datos aportados por el estudio, la Eiopa recoge que el 83% de los bancos analizados vincula los seguros de impagos al producto de crédito, lo que significa que los consumidores solo pueden comprar el seguro si adquieren el producto de crédito principal del mismo banco. "Esta práctica limita la capacidad de búsqueda de los consumidores y puede reforzar los riesgos de las técnicas de venta abusiva y de venta agresiva", señala el informe.

Así, el supervisor europeo publicó una advertencia para pedir a las aseguradoras y otros distribuidores para que estos productos "ofrezcan valor" a los consumidores e instando a estas empresas a que tomen medidas "oportunas" para resolver los problemas señalados.

Acto seguido, la DGSFP se ha unido a esta advertencia y ha inviado a las aseguradoras y operadores de bancaseguros españoles a que revisen su actividad en este negocio, con el objetivo de adecuar su actividad a la Ley de Distribución (RDL 3/2020) y a la normativa de supervisión y gobernanza de productos (POG).

"La vigilancia de los productos de protección de pagos vinculados al crédito es una de las prioridades supervisoras y la Dirección General de Seguros y Fondos de Pensiones ejercerá las facultades de supervisión oportunas para garantizar la transparencia y el desarrollo ordenado del mercado asegurador de protección de pagos", ha avisado el supervisor español.