Publicado 06/02/2024 17:39

Union Bancaire Privée apuesta por recortes de los tipos de interés en mayo y junio

Archivo - Sede de Union Bancaire Privée (UBP) en Ginebra (Suiza).
Archivo - Sede de Union Bancaire Privée (UBP) en Ginebra (Suiza). - UBP - Archivo

MADRID, 6 Feb. (EUROPA PRESS) -

El banco privado suizo y de gestión de patrimonios Union Bancaire Privée (UBP) ha presentado este martes en un encuentro con los medios españoles sus perspectivas de mercado de cara a 2024 y de las que se extrae que prevé un inicio de los recortes de tipos de interés por parte de los principales bancos centrales para los meses de mayo y junio.

El economista jefe de la entidad, Patrice Gautry, ha destacado que, más allá del movimiento en primavera de entidades como la Reserva Federal (Fed), el Banco Central Europeo (BCE) y el Banco de Inglaterra (BoE) -cuyos tipos se sitúan entre el 4% y el 5%-, se producirá en la segunda mitad del año una sincronización general en el mundo del relajamiento de la política monetaria, en tanto que algunos bancos centrales de países emergentes, como Brasil y Chile, entre otros, ya han empezado a recorrer esa senda.

En lo referente a cuándo se detendrán esos recortes, Gautry ha vaticinado que, si se cumplen las previsiones de una desaceleración económica suave, los tipos de interés de los principales bancos centrales se alojarán a lo largo de 2025 en niveles neutrales en torno al 3%.

Ligado a esto, ha puesto el foco en que la reducción de los balances continuará, pero deberá adaptarse el ritmo del ajuste cuantitativo, mientras que los gobiernos seguirán gastando con fuerza y eso afectará a los niveles de endeudamiento y déficits públicos.

En línea con esta previsión, Gautry ha llamado la atención en seguir la evolución y sostenibilidad de la deuda italiana, a la que ha identificado como el eslabón más débil de la eurozona. En concreto, el bono italiano a diez años se negociaba esta tarde en el 3,8% y el español hacía lo propio en el 3,2%.

Del lado de la evolución macroecónomica, Gaultry ha descartado el escenario de recesión en favor de uno marcado por un crecimiento económico moderado, aunque positivo. En concreto, las principales economías tocarán suelo en el segundo trimestre del año y rebotarán en el segundo trimestre.

Con todo, ese rebote será de diversa consideración, pues la eurozona se conformará con un crecimiento en 2024 del 0,6% mientras que Estados Unidos prácticamente quintuplicará ese dato, hasta situarse en el 2,9%, según las proyecciones de UBP.

Entrando al detalle, el ejecutivo ha previsto que en Estados Unidos habrá una desaceleración del empleo pese al positivo dato del pasado viernes en EEUU (la tasa de paro se mantuvo en el 3,7%), en tanto que el consumo seguirá fuerte y la inversión se recuperará.

La situación será similar en la eurozona, si bien Alemania se llevará la peor parte de la desaceleración económica, mientras que otros países como Francia y España, que crecerán entre un 1% y un 1,5% en 2024, saldrán mejor parados del ciclo económico.

Por el lado de China, desde UBP han apuntado a una previsión del crecimiento económico del 4,5% apoyado en el consumo, si bien el gobierno deberá desplegar más medidas de estímulo monetario y fiscal mientras el sector inmobiliario se mantiene como lastre.

En lo referente a las estimaciones de la inflación, UBP ha apostado que una caída de los precios industriales sumado a un descenso más leve de los precios del sector servicios se traducirá en unas tasas inflacionistas, tanto para Estados como para la eurozona, en torno al 2,5%.

Además, la inflación de la eurozona podría incluso caer del 2% por un efecto escalón en el tercer trimestre del año, según Gautry, aunque también habrá que prestar atención a los riesgos geopolíticos.

ESTRTAEGIA DE ACTIVOS

Gautry ha aducido que, partiendo de ese panorama macroeconómico, se decantan en su estrategia de activos por el trasvase de los activos más liquidos (como los monetarios, que han cosechado las mayores captaciones en los 12-18 meses) en dirección a la deuda pública de corta duración, en la que optan por mantenerse hasta que el cambio de rumbo de la política monetaria sea un hecho evidente.

Con todo, ha destacado que en sus carteras de renta fija han puesto el foco en el crédito de grado de inversión ('investment grade' en la jerga del sector), toda vez que los tipos de interés seguirán siendo suficientemente atractivos -además, ha apuntado que esto será bueno para el sector financiero, ya que al relajarse las condiciones financieras más particulares y empresas podrán optar a recibir financiación-.

Gautry ha remarcado que están más expuesto al crédito de grado de inversión que al de 'high yield' (ofrece más rendimiento a costa de asumir un mayor riesgo), ya que por el momento los diferenciales están muy estrecho y asumir ese riesgo extra no merece la pena.

Además, Gautry ha llamado la atención en vigilar el calendario de refinanciaciones y al probable repunte de tasa de impagos que, no obstante, se encuentra en niveles bajos.

De cara a los mercados bursátiles, desde UBP han aducido que los márgenes empresariales, a la vista de los últimos resultados, siguen y seguirán altos, en tanto que las acciones "no están tan caras" en comparación con los bonos.

Así, apuestan en bolsas por permanecer en las grandes tecnológicas de Estados Unidos y añadir compañías dedicadas a la tecnología de la nube y al software, elementos que, además sus perspectivas propias de crecimiento, servirán de apoyo para la evolución positiva del sector de la Inteligencia Artificial (IA), de acuerdo al diagnóstico de Gautry.

También dentro de la asignación de la renta variable, Gautry ha remarcado su temática 'quality laggards' (rezagados en calidad), que se centraría en compañías de grandes capitalización que, aún siendo actores importantes en sus sectores, cotizan por debajo de su valor histórico y ofrecen una capacidad de crecimiento con elevado flujo de caja.

Por otra parte, el ejecutivo de la entidad ha puesto el punto de mira, con el ánimo de diversificar la cartera, en activos como el oro, que se beneficiará del recorte de tipos de la Fed, y en países como Japón y la India por sus perspectivas de crecimiento y beneficios, toda vez que han sabido desarrollar políticas tales como las 'Abenomics' (ideadas por el exprimer ministro nipón Shinizo Abe) y las 'Modinomics' (impulsadas por su homólogo indio en activo, Narendra Modi).

Contador